Traslado a Soria de la choza “Mogombo”

139ChozaMogomboP
Por Luis Gareta

   Días pasados se ha llevado a cabo el desmontaje de una de las primeras chozas diseñadas por el Instituto e instalada en Osia y donde ha cumplido su misión sin ningún mantenimiento durante 15 años.

   En su origen, esta choza, denominada “Mogombo” se diseñó para servir de cobijo en un huerto que habían cedido al Instituto en el pueblo y en su interior se preparaban los “planteros” de aquellas variedades de hortalizas que posteriormente se plantarían en dicho huerto.

    Los autores del proyecto fueron Sánchez y Pepe Usón que se ocupó de soldar las uniones ya que el esqueleto de la choza es de pletina de hierro de 5 milímetros, lo que la hace muy ligera y fácilmente transportable.  

    Una vez instalada en su lugar, se fija al suelo con unos piquetas de tienda de campaña y se cubre con brezo que tiene la ventaja de dejar pasar el aire, refrescándola en verano, y ser un buen difusor de la lluvia. En invierno permite hacer pequeñas hogueras en su interior.

   Pues esta choza, abandonadas las funciones del huerto primigenio, se ha trasladado  a la finca “Las Hazas” que el ISSIPU (Instituto Superior de Silvicultura Improductiva del Pollo Urbano) tiene en Hinojosa del Campo, Soria, donde servirá de lugar de descanso para los trabajadores y de cobijo y adaptación de las bandejas de los  diferentes planteros de bellotas de carrasca trufera blanca y roja.

   En el proceso de desmontaje de la choza del huerto de Osia  se contó con la colaboración de Dioni S. Loring y Cristelle, miembros honorarios del ISSIPU y  quienes ayudaron a Sánchez a colocarla en el remolque que la llevaría primero a Zaragoza y una semana después a Hinojosa del Campo en Soria.

   Este traslado fue bastante complicado ya que hubo de recubrir algunos puntos de la estructura de hierro con trapos amarrados con bridas de plástico para evitar el roce de las cinchas tensoras. Aún así, el trayecto de Zaragoza a Soria hubo que parar varias veces porque una de las cinchas se rompió varias veces.

   Llegados a Hinojosa del Campo, se procedió a reforzar la estructura y a repasar algunas soldaduras defectusas. Posteriormente, se llevó la choza a la finca “Las Hazas” y allí se fijó al suelo y se cubrió con tres rollos de brezo de 5 x 1 m.

    Toda vez que la choza ha demostrado su singular adaptación a climas duros, los diseñadores esperan  que una vez remozada,  aguante en Hinojosa otros quince años ¡Enhorabuena a los diseñadores y larga vida a la “Choza Mogombo”!

 

Choza
Se denomina
 chozo o también choza a un tipo de construcción efímera de madera o de piedra que se construía en los baldíos y dehesas de los campos, y que era utilizado por pastores y cabreros cuando les era necesario pasar la noche junto al rebaño.

Chozo de cabrero

La estructura del chozo es de forma circular y acabado en forma cónica para impedir que el agua de la lluvia penetre en el chozo. La cubierta del chozo es de escoba, porque es un vegetal muy impermeable y fácil de sujetar.

Actualmente, con la existencia de los nuevos materiales de construcción, los chozos ya casi no se construyen.

Este tipo de construcción era muy empleado en regiones españolas como Extremadura y Castilla, por parte de los pastores y cabreros trashumantes. 

Choza de agricultores y pastores

En amplias zonas de las provincias de Cáceres, Soria, Navarra, Álava y La Rioja hay un tipo de chozo o choza construido íntegramente de piedra en las tierras de labor o pastoreo alejadas del pueblo y que servía para almacenar las herramientas y guarecerse del mal tiempo, así como para almacenar brevemente los productos que se extraían del terreno, tales como patatas, castañas, centeno o maíz.

 

Chozos de madera móvil de pastores

Un tipo singular de chozo era el que utilizaban los pastores de ovejas para dormir junto a las redes donde pasaban las noches las ovejas que iban estercolando el terreno, cambiando cada noche de lugar para dormir. Este tipo de chozo es el más pequeño que se conoce y es simplemente un cajón de madera que se transportaba de un lugar a otro a la vez que lo hacía el rebaño de ovejas.

Fuente: http://es.wikipedia.org/wiki/Chozo

 

Las cabañas africanas

    Cada vez que uno ve una foto de una choza, se piensa en África. De hecho, las cabañas han sido el sello distintivo arquitectónico de África, y en todo el continente, han sido el edificio de estilo preferido.

   Las cabañas son una forma de espacio de vida. Las cabañas son redondas, con un techo de dos aguas. Por lo general son hechas de barro o arcilla, con una estructura de madera para apoyar la construcción, y un palo de madera única en el centro, que soporta el techo de zacate, paja.

   Muchos críticos dicen que África no puede presumir de grandes culturas al sur Egipto. Por eso, muchas veces significa que no hay evidencia de la grandeza arquitectónica al sur de las pirámides.(……………)

    Como tal, la mayor parte de la vida en Africa se vive fuera. Un refugio es necesario sólo para la noche, contra el frío y como refugio de animales salvajes. Nunca ha habido una necesidad de invertir fuertemente en la vivienda como se ha hecho en Europa, por ejemplo. Estrictamente hablando, no era una situación rara en África, donde la falta de vivienda habría sido mortal. En muchas culturas africanas, los nómadas, cazadores, guerreros y mensajeros se iban  a menudo fuera de casa durante largos períodos de tiempo sin tener refugio.

(…….)

   Debido a esta filosofía relajada a la vivienda, los africanos no fueron esclavizados por la adquisición de la vivienda como sucede a menudo en el mundo moderno. En el mundo globalizado de hoy, la compra de la casa de uno es una responsabilidad de toda la vida que nos obliga a vivir encadenado a una hipoteca, bajo la espada de Damocles de una ejecución hipotecaria. La explotación de este miedo en los EE.UU. ha contribuido a la actual crisis financiera en todo el mundo.

     También es digno de notar que casi todos los monumentos arquitectónicos de las grandes culturas se construyeron mediante el empleo de mano de obra esclava o forzosa y del trabajo semi-forzado. Eso nunca ha sido necesario en África, al sur de las pirámides. De hecho, la vivienda era tan barato que los nómadas pueden alejarse de sus chozas en cualquier momento y caminar hacia la sabana – el epítome de la libertad.

    También significó que ninguna familia estaba siempre sin techo porque la vivienda fuera inaccesible, a diferencia del mundo de hoy donde muchas familias se quedan sin hogar si experimentan un problema laboral  a medio camino de su financiera hipotecaria.

(……….) Un efecto muy satisfactorio de esta renovación anual de la choza es el efecto psicológico. Había una atmósfera de renovación cada año, de una nueva vida, de un nuevo comienzo, de la limpieza del alma y acabar con el pasado. (…..) Este es un punto de vista psicológico muy saludable. Las fiestas  también acompañaban este periodo.

    En el mundo actual, la adquisición de una vivienda tiene una finalidad en sí misma. Es un  sentimiento de arraigo y quedas capturado por un edificio para toda la vida.

   Debido a que eran de bajo costo, las cabañas eran también muy flexibles. Se podía construir una granja de chozas: una para la cocina, otro para dormir, otra para la recepción de visitantes, y así sucesivamente. Cada vez que uno necesitaba una cabaña nueva, simplemente se construye. A los adolescentes varones se les daba  un pedazo de tierra donde pudieran construir sus propias chozas a una distancia lejos del resto de la familia. Su intimidad estaba asegurada, y sus actividades dentro de sus chozas no era la preocupación de nadie.

   Las cabañas son también de muy bajo mantenimiento. Una choza bien reformada sólo necesita ser barrida una vez al día con una escoba de paja.. El único peligro real era el fuego, ya que los techos de paja pueden quemarse muy rápidamente, atrapando a la gente en el interior.

    Recientemente, un equipo de arquitectos de Suiza ha “descubierto” las virtudes de la arcilla como material de construcción. La arcilla es un material fuerte y resistente que es fácil trabajar con él. Aplicada correctamente, puede ser usado para construir estructuras que sean estables, duraderas y estéticas sin que impliquen la utilización de pintura y el cemento. Y lo más importante de todo:  la arcilla es saludable. Ahora se ha demostrado que la arcilla filtra  las toxinas del medio ambiente. Los materiales modernos de construcción como cementos, pinturas, materiales de relleno y los metales liberan toxinas que comprometen la salud humana y el bienestar. Un edificio hecho de arcilla o barro es completamente respetuoso del medio ambiente.

    Los africanos sabían eso desde hace mucho tiempo. Las chozas, hechas de materiales como  ‘la tierra’ natural, encajaban con su filosofía básica de “usar” de la naturaleza para todas sus necesidades, y sólo en las cantidades que se necesitaban. Por ejemplo, las calabazas que son  utilizadas como contenedores de leche, agua, cerveza, avena, miel o cualquier otro líquido. Las ollas eran de barro, así como ollas de agua. Los utensilios de la  cocina eran de madera.

    El agua almacenada en una olla de barro tiene un frescor agradable, natural, y los olores de la tierra. Bebido de una calabaza, que tiene un sabor a madera adicional. Los alimentos cocinados en una olla de barro con fuego de leña conservan un aroma inconfundible a tierra, en especial los frijoles frescos o platos de carne.

(………)

   Esta filosofía de vivir en armonía con la generosidad de la naturaleza conseguía que no hubiera basura, ya que todo era biodegradable. De hecho, hasta el advenimiento de la modernidad y la urbanización, África era un continente de gran belleza natural preservado en su totalidad.

    Lamentablemente, hoy en día en Africa –como en Europa-   se hacen costosas viviendas construidas con materiales derivados, que requieren toda una vida para pagar y una fortuna para reparar y mantener.

(…….)

   Por suerte, algunos están volviendo a descubrir el encanto de las chozas. Ellos han sido re-diseñados, en algunos casos a ser mucho más grande, con grandes ventanales, o combinados en la intersección o la interconexión de las estructuras. Un famoso hotel en Nairobi, Kenia, está construido con este concepto, con paja tratada utilizada para techar.

    De hecho, más y más personas están volviendo a descubrir por qué los africanos vivían en chozas.

Fuente: http://megazine.co/%C2%BFpor-qu%C3%A9-los-africanos-viven-en-chozas_433e5.html

Leer más de Lamaro Schoenleber : https://www.amazon.com/author/lamarolaker..

Artículos relacionados :