Inauguración de “Piezas favoritas” en el EDAN

152DastisP
Por Eugenio Mateo

     La expectativa sobre la exposición de Salvador Dastis y Merce Bravo su cumplió con creces, pues la asistencia de ayer, miércoles 4 de marzo, fue una de mayores que recordamos en este año de vida en el EDAN.      Desde el verano pasado, en el que se fraguó este proyecto que hoy sale a la luz, Salva y Merce han venido trabajando, no en silencio pero si en recogimiento bajo los acordes sublimes de sus piezas de música favoritas.

    Esta tarde nos muestran sin ostentación su afán compartido y hacen bueno el dicho de que el agua y el aceite no se mezclan pero se pueden guardar en el mismo frasco. Los numerosos amigos que nos han acompañado siguieron con atención las palabras de los artistas sobre sus propósitos.

      Asistía a la presentación el Director Gral. de Cultura de la DGA, Humberto Vadillo, que cerró con unas palabras de reconocimiento. Agradecemos especialmente a Jesús Rojas, propietario de Doctor Vacaciones, donde nos ubicamos, su apoyo decidido a este Espacio de arte Nazca.

     Artistas, escritores, músicos, profesionales, críticos, empresarios, amigos y familiares, se dieron cita en este encuentro de la plástica y la música

   Puesto que la música era el telón, una folía, tocada muy delicadamente por la violinista Victoria Artigas, una prometedora instrumentista de 15 años, sonó nítida y vibrante.

    Buen fin de fiesta, que aún siguió en torno a unos vasos de vino y algo de picar

     La personalidad de Salvador Dastis y Merce Bravo como pareja artística deja abierta la puerta del ying y el yang, del contrapunto, del desequilibrio de conceptos. En definitiva, la mezcla sin fusión, la defensa de la postura sin renuncias, pero con la misma reflexión objetiva. Desde sus diferencias surge la necesidad de reflejarse, uno en el otro, como el binomio químico que se propaga en el rastro del otro.

     La exposición que presentan en el Espacio de Arte Nazca de Zaragoza ha sido planificada con la ilusión del melómano, no en vano la música es el pretexto para demostrar que su juego creativo funciona. Piezas favoritas de su imaginario, grandes temas de la música universal que se trasladan al lienzo, con todo el bagaje de sorpresa e intención, para expresar la potencia y el sentimiento, pues éso son ellos mismos. Su mérito es materializar lo intangible con un lenguaje policromático. Lo que en Dastis es espontáneo, en Bravo es descriptivo. Nos cuentan su proyecto: PIEZAS FAVORITAS es un proyecto pictórico inspirado por la música, en el que los autores han reflejado en sus obras dos interpretaciones diferentes de las piezas clásicas más queridas por ambos, expresando cada uno sus recuerdos, emociones, sentimientos…  

    Para su realización cada autor ha elegido diferente soporte, bien lienzo, bien papel, usando, en su mayoría, la técnica mixta.

    Salvador Dastis es fiel a la acción reacción. Premedita su criatura y luego de decidido, ejecuta con el ansia de soñador. En algunos de sus cuadros se refugia  la abstracción, críptica, convulsiva, para resurgir en la expresión que usa de formas y mensaje por igual, con un lirismo abrupto pero latente, incluso atrapa los compases de figuras  con magia.

   Merce Bravo se vale de los materiales, del collage, en esta ocasión más contenido, del papel. Sus cuadros son descriptivos, cuentan historias o se emboscan en criptogramas estéticos. No duda en el uso del color como vehículo y descifra las claves de su obra con la sutileza de la originalidad, ecléctica y profunda.

    Mozart, Satié, Vivaldi, Hendel, Hydin y otros grandes clásicos ven reinterpretadas sus emociones con notas de pintura, capaces de cantarnos al oído que son sus piezas favoritas.

 Fuente: http://eugeniomateo.blogspot.com.es/2015/03/piezas-favoritas-merce-bravo-y-salvador.html

Artículos relacionados :