Moscu (I parte) / Irina Voronina

 

Irina Voronina Comienza una serie de artículos acerca de Moscú, en este nos cuenta un poco de la historia de esta gran ciudad

Moscú

Por Irina Voronina

    De todos es conocido que Moscú es la Capital de Rusia, siéndolo ya en el pasado, en la Unión Soviética y la República Socialista Federativa Soviética de Rusia

    Según el censo del año 2010 Moscú, cuenta con una población de más de diez millones y medio (10 562. 099 habitantes). Es por tanto al ciudad más poblada de Europa. También desde el año 2005 está considerada la ciudad más cara del mundo.

    Moscú es el más importante centro político, administrativo, cultural y científico de Rusia

    Geográficamente Moscú está situada a orillas del río Moscova desde donde parten las conexiones con los océanos Atlántico y Glaciar Ártico a través de varios puertos.



Un poco de Historia

    Las primeras crónicas de la ciudad de Moscú datan del 1147 de nuestra era, luego en la actualidad tiene 864 años, aunque su origen parece ser mayor ya que durante una excavaciones arqueológicas en el lugar que ocupa el Kremlin, actual, se descubrieron las huellas de una fortificación del siglo XI.

    Moscu, al igual que todas las ciudades del medievo comenzó a desarrollarse a partir de su fortaleza es decir el Krenlim. Este se ubicó en un promontorio junto a los ríos Moscova y Neglinnaya

    Durante el reinado de Iván III se levantó entre los años 1485 y 1495 el muro de ladrillos que todavía se conserva.

    En el siglo XIII fuera del recinto del Kremlin surgen numerosos burgos y pueblos que se protegían, a su vez, por potentes vallas. Así, en 1538 fueron levantadas las murallas de Kitai-gorod con sus torres-puertas. Hoy día sus restos o fragmentos pueden ser observados al lado del hotel “Metropol” y delante de la fachada del hotel “Rossiya”.

    En el siglo XVII Moscú, que tenía 200 mil habitantes, vivían 28 mil extranjeros – especialistas de todo género: médicos, ingenieros, constructores de fortificaciones, músicos, mercaderes, etc.

    Con la fundación de San Petersburgo y ser declarada esta la capital de Rusia, el desarrollo de Moscú se paraliza, pasando a un segundo plano.

    Moscú se convierte en el lugar de destierro de los nobles relegados de sus cargos, en una ciudad de fincas patriarcales lo que se ha reflejado en la arquitectura de la ciudad: la casa principal de una quinta urbana rodeada de servicios, jardines, parques

    Con motivo de la ocupación de Moscú por parte de las tropas francesas de Napoleón, (1.812) durante un mes y medio, la ciudad sufrió todo tipo de calamidades, quedando prácticamente quemada toda la ciudad.

    En el siglo XIX Moscú vuelve a resurgir aparece una nueva clase, los industriales y mercaderes, que releva a la nobleza. La ciudad construye hospitales, orfanatos así como aquellas dependencias necesarias para satisfacer las necesidades de su población

    En 1918 el nuevo gobierno bolchevique se movió de Petrogrado (San Petersburgo) a Moscú. Pasando, Moscú, a ser la capital del Gobierno de Rusia. La construcción a gran escala antes y después de la Segunda Guerra Mundial cambió la cara de la ciudad.

    La siguiente evolución se produjo en 1985 cuando el Presidente de la URSS Gorbachov anunció que la economía soviética estaba estancada y que la reorganización era necesaria. Comenzó una serie de reformas, que convirtió a Rusia en la actual democracia.

   Inicialmente, sus reformas fueron llamadas “uskoréniye” (aceleración), pero después los términos “glásnost” (liberalización, apertura, transparencia) y “perestroika” (reconstrucción) se hicieron mucho más populares.

   En el año 1997 Moscú celebró su 850 aniversario.

Artículos relacionados :